BERLÍN — El ministro de Salud alemán, Jens Spahn, anunció su agresivo plan para combatir el COVID, que incluirá reunir a todas las personas no vacunadas y ponerlas en áreas especiales seguras donde no molestarán a nadie.

“La clave para luchar contra el COVID es muy simple”, dijo Spahn. “Debemos concentrar a todos los indeseables sucios en campamentos especiales con cercas de alambre de púas muy altas alrededor, donde ya no nos infectarán con su asquerosa presencia anti-vacunas”.

Los alemanes no vacunados también deberán usar marcas muy visibles en su ropa, para que todos sepan que deben mantenerse alejados de ellos o entregarlos si intentan comprar alimentos en un mercado público.

“Esto es por el bien del pueblo alemán”, continuó Spahn. “No vamos a tolerar más que este un asqueroso sin vacunar en nuestra presencia. ¡Heil Science!”

Spahn luego hizo un saludo pro-ciencia muy especial.

Australia elogió la medida del ministro de Salud alemán y dijo que funcionó muy bien para los aborígenes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here